imovilizate21122016

El nuevo SEAT León es un dechado de nuevas tecnologías que aplica a todos sus sistemas, incluyendo el motor y la dirección. Con un panel táctil de 8 pulgadas, incorpora desde un asistente de atascos de tráfico hasta un sistema que detiene el vehículo de una manera segura cuando detecta que el conductor está indispuesto o ha perdido la consciencia

Con la llegada del siglo XXI, todos los sectores productivos, y el del automóvil no es una excepción, se han tecnificado. Durante los años 80 del pasado siglo estar en la vanguardia tecnología era que los elevalunas fuesen eléctricos y que el coche incorporarse un rudimentario ordenador.

En los albores del siglo XXI, que un vehículo se encuentre en la parte alta de la curva tecnológica implica que el vehículo, además de estar conectado, introduce la tecnología en todos sus sistemas, desde el motor hasta en la seguridad en ruta.

Con los años la tecnología en el automóvil se ha hecho mucho más democrática, ya que casi todos los modelos a partir de la gama media incorporan una serie de equipamientos que antes estaban reservados a los vehículos de lujo.

El nuevo SEAT León es un buen ejemplo de esa democratización de la tecnología. Se trata de un vehículo completamente conectado que por supuesto tiene de serie GPS y compatibilidades con CarPlay y Android en una enorme pantalla que tiene unas dimensiones de 8 pulgadas y es táctil.

Además, y es todo un detalle, incorpora en la parte inferior del salpicadero un cargador por inducción para el Smartphone. Esto implica, que el teléfono móvil carga su batería con solo poner el mismo sobre el salpicadero.

Entre las ayudas tecnológicas para la conducción, el nuevo SEAT León incorpora un sistema de asistencia en atascos de tráfico. En esas situaciones el SEAT León puede conducir de manera desasistida llegando a alcanzar una velocidad de 30 kilómetros por hora. Antes de que se produzca una colisión el coche frena solo.

Otro de los sistemas que está informatizado es el sistema de protección de peatones, que detecta a los peatones y de ese modo evita atropellos y accidentes. El SEAT León puede inclusive reconocer las señales de tráfico y marcas viales. Otro de los sistemas detecta cualquier indisposición del conductor frenando el vehículo de una manera progresiva y segura.

Gonzalo Sanchez del Pozo (462 Posts)