Había pensado en titular esta crítica de cine como El becario. José Luis Garci y Luis García Berlanga se mudan a Hollywood, pero además de ser un título muy largo no expresaría lo que verdaderamente me parece esta película

imovilizate06112015c

El Becario, cine de sobremesa para todos los públicos o tener una start–up en Nueva York es guay

La diferencia entre los dos directores de cine españoles y Meyers, es que Berlanga y Garci han tenido una mano maestra para representar como eran las cosas en nuestro país, mientras que la directora de, entre otras, No es tan fácil, nos cuenta como le gustaría que fuesen las cosas en el mundo de las start – up norteamericanas.

La realizadora de la cinta, Nancy Meyers, que ha engendrado varias cintas del mismo cariz, opta por presentarnos una utopía de cómo debieran ser las cosas en una empresa que por estar formada por jóvenes, desconoce muchas cosas del trabajo y de la vida que si puede atesorar un curtido veterano.

Película facilona, que recurre a casi toda la panoplia de efectos que se pueden utilizar en una comedia de factura norteamericana. Todo rezuma buenismo por los cuatro costados. Eso de trabajar en una start – up y más si está radicada en el Brooklyn neoyorkino es guay.

Todo es buenrrollismo en una empresa en la cual la media de edad no llega a los 30 años y dónde la llegada de un becario senior que ha superado los 70 años no deja de mejorar esa empresa utópica que en menos de un año ha llegado a tener 200 empleados.

Lo primero que se me ocurre es que la directora de la cinta, Nancy Myers, conoce poco lo que se puede cocer en una start – up o bien procura soslayarlo para que el escenario dónde se desarrolla su comedia megachupiguay no tengan ninguna mácula.

Por lo general en las start – up casi todo es estrés, no te equipan según llegas con el último modelo de MacBook que ha salido al mercado, los horarios se prolongan hasta la madrugada y la mayoría de las veces los trabajadores suelen estar en todo momento bastante encabronados.

En esta utopía ideal que nos presenta Myers, una start – up neoyorkina que vende ropa por internet decide tomar parte en un programa de becarios senior. A dicho programa llega un jubilado, Ben Whitaker (Robert De Niro), que pronto pasará de ser un becario arrinconado ha, con toda su experiencia laboral y vital, convertirse en parte esencial de la empresa.

Durante su becaría, Whitaker tendrá tiempo de enseñar muchas cosas, tanto en el plano laboral como en el vital, aunque finalmente comprende que su tiempo ya pasó y que lo más conveniente es que vuelva a recuperar sus hábitos de jubilado.

¿Te ha gustado el artículo de iMovilizate?, Síguenos en Twitter y Facebook y ayúdanos a su difusión compartiéndolo con tus amigos en Twitter, Facebook, o G+ con los botones que encontrarás al final del artículo. ¡Gracias!

Gonzalo Sanchez del Pozo (419 Posts)