Todo parece indicar que Google y Apple están a punto de desembarcar en el sector bancario, un sector que a día de hoy está encantado de haberse conocido y que aun sabiendo desde los últimos años del siglo XX que el futuro pasaba por el pago electrónico mediante teléfono móvil, no ha tomado ninguna medida en ese sentido, si descontamos en el 2001 la plataforma Mobipay que unió a operadoras de telefonía móvil y sector bancario, iniciativa que tuvo muy poco recorrido.

Apple y Google hacen temblar los cimientos de la banca tradicional

Apple y Google hacen temblar los cimientos de la banca tradicional

Apple y Google llevan ya años trabajando en unos modelos bancarios que dentro de poco dejarán out a la banca tradicional. Aunque las grandes entidades financieras saben que en breve se declarará una guerra en la cual la tecnología será la principal arma, se comportan con un boxeador noqueado que no sabe muy bien cómo seguir de pie en el cuadrilátero.

Si tenemos en cuenta los antecedentes, al menos de Google, cuando desembarca en algún sector, su actuar no tiene nada que desmerecer a como logro su imperio Ghengis Khan con la salvedad de que Google nunca hace prisioneros.

Las dos grandes tecnológicas no suelen hacer mucho ruido en sus conquistas y casi nunca se dedican, algo a lo que si nos tienen acostumbrado el sector financiero, al autobombo. Además, en el caso de esas dos tecnológicas, que manejan cantidades fabulosas de efectivo, no nos sorprendería que un día nos despertemos con los titulares en prensa de que bien Google, bien Apple, o bien ambas, han comprado una gran entidad financiera con la que desembarcar en el sector.

Por otra parte el sector bancario, al menos el español, no tiene la suficiente flexibilidad como para hacer frente a los cambios, aunque estos se lleven anunciando desde las postrimerías del siglo XX. Ya hace más de 10 años todo el mundo en el sector bancario tenía claro que los pagos llegarían a realizarse con el móvil u otro dispositivo móvil.

Pues bien, salvo dos iniciativas, ninguna de las cuales llegaron a buen puerto, a día de hoy todavía no existe una plataforma en la cual estén representadas las principales entidades financieras españolas. Una de las iniciativas, Mobipay en el 2001, que pretendía unir a las compañías de telefonía móvil y los bancos para crear una pasarela de pago móvil se dejó languidecer sin pena ni gloria.

¿Te ha gustado el artículo de iMovilizate?, Síguenos en Twitter y Facebook y ayúdanos a su difusión compartiéndolo con tus amigos en Twitter, Facebook, o G+ con los botones que encontrarás al final del artículo. ¡Gracias!

Gonzalo Sanchez del Pozo (412 Posts)