A medida que las tecnologías de desalinización se desarrollan, se rebaja el coste de aplicar el proceso al litro de agua. Ahora con un tercio de la energía que se utilizaba antes es posible desalinizar la misma cantidad de agua. Eso ha hecho que en muchos países del mundo se estén desarrollando proyectos de construcción de gigantescas plantas de potabilización

imovilizate16102015b

Nuevas tecnologías de desalinización podrían acabar con la sed en el mundo

Las previsiones menos catastrofistas hablan de que 2.000 millones de personas tendrán escasez de agua en los próximos 10 años y parece que la única masa de agua, por ahora inagotable es el agua salina del mar.

Las nuevas tecnologías de desalinización pueden permitir acabar con la sed en el mundo. Si hasta hace poco el problema fundamental de la desalinización era la cantidad de energía necesaria para hacer potable unos pocos miles de litros de agua, ahora parece que afortunadamente ese problema puede haber acabado soslayado.

Las nuevas tecnologías de desalinización han reducido el costo a la mitad y debido a ello son muchos los países del mundo que están iniciando gigantescos proyectos para desalinizar el agua del mar. En ese tipo de tecnologías Israel es una potencia a nivel mundial; tanto es así que la planta desalinizadora más grande del mundo se encuentra en la capital israelita, Tel Aviv.

La planta en cuestión tiene capacidad como para desalinizar 624 millones de litros diarios y vende lotes de 1.000 litros de agua potable por 0,70 USD. Esos 1.000 litros es el consumo semanal medio de una persona.

Pero esa capacidad se quedará muy corta con una nueva planta potabilizadora que se está construyendo en Arabia Saudí, que podrá desalar 1.000 millones de litros de agua diarios. La planta saudita se encuentra en la localidad de Ras al – Khair y estará a plena producción en diciembre.

Inclusive países que no tienen necesidades reales de agua potable procedente del mar, como pueda ser Estados Unidos, debido al menor coste energético de estas nuevas tecnologías de desalación, están construyendo plantas de potabilización como es el caso de San Diego. Por lo general cada una de estas grandes plantas suele llevar asociada una planta energética que le provee de la energía necesaria.

¿Te ha gustado el articulo de iMovilizate?, Síguenos en Twitter y Facebook y ayúdanos a su difusión compartiéndolo con tus amigos en Twitter, Facebook, o G+ con los botones que encontrarás al final del artículo. ¡Gracias!

Gonzalo Sanchez del Pozo (406 Posts)