Las elecciones municipales del 24 de mayo están a la vuelta de la esquina, por lo que no vendría mal repasar algunos de los antecedentes del partido que actualmente capitanea el barco de esta España nuestra.

1. ¿De dónde emigran las gaviotas? Muchos jóvenes quizá no sabrán que el Partido Popular hacíanse llamar durante la transición Alianza Popular, que a su vez la constituían los antiguos secuaces del generalísimo. El PP fue fundado por los antiguos ministros de Franco, aquellos a los que se les retiraron los beneficios y habían quedado a espaldas de una democracia que no necesitaba el acorralamiento, la censura y la asolación de sus ciudadanos. Estos cabecillas de la falange pretendían perpetuar el ideal de la dictadura, de ahí que el logo del actual Partido Popular remita al águila de la dictadura española, símbolo del poder absoluto que abrazaba el escudo junto a aquello de “Una, grande y libre”. Sus iniciales, además, simulan una imagen de la SS del nazismo.

Sin ir más lejos, el anterior Ministro de Turismo y fundador del Partido Popular, Manuel Fraga, ocupó un alto cargo en la falange española. A su muerte, aún arrastraba demandas de familias descendientes de trabajadores republicanos asesinados en la matanza de Vitoria (Julián Grimau, Puig Antich, Delgado y Granados, etc.), cuyos fusilamientos fueron dirigidos por Fraga. También, Martín Villa, responsable del asesinato de cientos de activistas demócratas durante la “Transición pacífica”. A su vez, Mariscal de Gante, Arias-Salgado, Cabanillas Alonso, Fndez. Miranda, Romay Beccaría, Jesús Posada, Federico Trillo y los mismísimos J. M.ª Aznar y Rita Barberá son descendientes de antiguos cargos de la dictadura y algunos hicieron sus pinitos en ella.

Franco y, a su izquierda, el exministro Manuel Fraga

 2. Contra la Ley de Memoria Histórica. A día de hoy, el Partido Popular y los partidos de ultraderecha son los únicos que se han negado a condenar la dictadura franquista. Sin ir más lejos, el dirigente Mayor Oreja aseguró que había sido un período de “extraordinaria placidez”. Del mismo modo, fueron los únicos que se opusieron a dicha ley, con la que se pretendía recuperar los restos yacidos en las fosas comunes, prohibiendo a su vez cualquier símbolo referente a Franco y retirando sus monumentos. Ya en 1979, Aznar se quejaba de “los nuevos aires” que querían eliminar las calles dedicadas a Franco, indignado porque “se dedican a borrar la historia”. Rita Barberá, popular por su nuevo remix en castellanet, se dedicó a tapar las mayores fosas, en las que se calculaba que había unos 26.000 asesinados durante el franquismo. Rajoy, a su vez, pretende llevarnos al pasado volviendo a homenajear a dirigentes franquistas en calles y monumentos.

3. “Economía del ladrillo”. Muchos seguirán pensando que Zapatero fue el causante del hundimiento precipitado de la economía española. Si bien el PSOE fue incapaz de resurgirla, el gobierno de Aznar es el culpable de que aún no hallamos salido a la superficie. Tras las tres legislaturas de Felipe González, el Partido Popular subió por primera vez al poder en 1996 e instauró la llamada “Economía del ladrillo”, para salvar al país de la crisis en la que había caído por la corrupta dirigencia del PSOE. Esta iniciativa consistía en la inversión foránea de capitales al mundo inmobiliario (es decir, gente de fuera que invierte en nuestras tierras), de forma que se disminuiría el valor monetario de viviendas, se dispararía la demanda y aumentaría la oferta de empleo en construcción. Surgió una oleada de nuevas construcciones, los bancos ofrecían fácilmente créditos para la compra de viviendas y millones de estudiantes abandonarían sus estudios seducidos por un trabajo seguro y con futuro en la construcción. Hoy en día, la mayoría de los desahuciados son aquellos que aceptaron un crédito y que, con la inesperada crisis, se han visto incapaces de remitir sus abusivos intereses; también aquellos adolescentes son hoy en día hombres de entre 30 y 40 años que no tienen estudios y que, al final, han acabado también sin trabajo.

4. Apoyo a la Guerra de Irak. Algunos no lo recordarán, pero nosotros también estuvimos en guerra en 2003, entramos en la guerra y participamos en ella. J. M.ª Aznar dio todo su apoyo al propósito bélico del presidente Bush, tanto moral como económico, y ordenó la marcha de 2.600 soldados españoles a atacar Irak junto al gobierno estadounidense. Estos soldados ejercieron gran violencia y tortura a la población iraquí; y de entre ellos, once murieron asesinados, más el periodista Julio Anguita (El Mundo) y el cámara José Couso (Telecinco).

5. Mentiras en el 11-M. El atentado del 11-M fue propiciado por el grupo terrorista Al-Qaeda, una cruel y demencial venganza hacia el gobierno español por haber colaborado con el ataque estadounidense. Esto ocurrió en vísperas de las elecciones generales de 2004, de modo que Aznar engañó a los medios de comunicación para que informaran de que había sido ETA; ya que, por el contrario, los ciudadanos se darían cuenta de que el atentado había sido consecuencia del apoyo de Aznar a Bush. En efecto, la verdad salió a la luz y también la mentira de Aznar. Zapatero ganó esas elecciones y retiró las tropas españolas de Irak. Pepe Rodríguez relata los hechos en su libro 11-M Mentira de Estado: Los tres días que acabaron con Aznar.

El gobierno de Rajoy

6. Con el declive de la última legislatura de ZP, Rajoy prometía el cielo durante la campaña electoral de 2011. Según él, tenía la solución a los graves problemas de España provocados por el actual presidente; no decía cuáles, pues para revelarlos primero tenía que ser elegido. La razón era obvia y pudo comprobarse tras su victoria electoral, la solución era la habitual política del empresario que siempre había caracterizado al Partido Popular: “enriqueces al que tiene, y al que no tiene, detienes”, como bien canta Pulpul. Los recortes y privatizaciones se sucedieron irremediablemente con el poder absoluto que le habían otorgado los ciudadanos.

7. Contra la homosexualidad. En su programa electoral de 2011, Rajoy prometía volver a ilegalizar el matrimonio homosexual. Según él, porque “no lo cree constitucional” y porque no merece la pena económicamente debido al ínfimo número de uniones matrimoniales entre homosexuales.

8. Contra la mujer. El Ministro de Justicia del Partido Popular, Gallardón, propone una reforma de la Ley del aborto que abolirá la legalización que instauró Zapatero. Con ella, el aborto vuelve a ser ilegal y una mujer no podrá interrumpir su embarazo aunque se compruebe una discapacidad o enfermedad en el feto. De hecho, la condena por violación era menor que la que recibiría una mujer en caso de abortar. Gallardón llegó a afirmar que “una mujer no es autenticamente una mujer si no es madre”, algo así como cuando Aristóteles afirmaba que “una mujer era un hombre incompleto”. Finalmente, el Parlamento canceló su aprobación bajo la presión de la UE por considerar esta que iba contra los derechos humanos. Gallardón dimitió de su cargo, indignado.

9. Contra la educación y la sanidad. Los recortes del gobierno de Rajoy encauzados por los ministros Wert y Mato han llevado al rechazo de la entrada del medicamento destinado a los enfermos de hepatitis C, así como a la subida abusiva de tasas universitarias y una vergonzosa reducción de las becas. Los enfermos de urgencia tienen que compartir la camilla y pueden tardar horas en ser atendidos por la reducción de personal médico. Por otro lado, una sola asignatura de licenciatura puede llegar a costar 500 € y para acceder a la Universidad se debe superar el 6 de nota media en la PAU. Luego salió a la luz que los líderes del Partido Popular accedieron a sus carreras de Derecho con notas de 5 y 5,5 como máximo.

10. Rescate de Bankia. No hay ley de segundas oportunidades para los desahucios ni subvenciones a los ciudadanos. En cambio, el Partido Popular se volcó con el rescate de un banco en el que invirtió grandes sumas de dinero, nuestro dinero. A su vez, con las famosas “preferentes” este banco persuadió a los pensionistas para que invirtieran su dinero en fondos de los que no recibirán absolutamente nada. ¿Qué harías si mañana tu cuenta con los ahorros de toda una vida apareciera a cero?

11. A día de hoy, hay más de tres millones de viviendas desahuciadas en España. Más de tres millones de familias sin casa, tres millones de casas vacías. Ciento quince desahucios al día, uno cada 15 minutos. Los pensamientos de Candela Peña en la película Ayer no termina nunca, de Coixet, supone un espeluznante retrato de la situación actual. Consecuentemente, en España muere más gente por suicidio a causa de estos desahucios, que por accidentes de tráfico. En 2015, el índice de suicidios en España es el mayor de los últimos 25 años.

12. Las vueltas que da la vida: el hijo de Aznar, Jose María Aznar Botella se ha quedado con la mayor parte de viviendas desahuciadas por los fondos buitre. ¿Casualidad? ¿Pasión por la arquitectura? ¿Síndrome inmobiliario de Diógenes?

13. Privatización de numerosos hospitales públicos, así como de teatros como el Fernán-Gómez, en Madrid.

14. Subida del IVA. En el ámbito cultural, el IVA asciende escandalosamente a un 21%. Frente a ello, el IVA de los tortuosos e inviables espectáculos taurinos desciende a un 10%. La prioridad es evidente: la tortura sobre la cultura. Por otro lado, el programa electoral de Rajoy prometía subir las pensiones: las ha subido 1 € (a algunos, 90 cent.; se desconoce el criterio).

15. Caso Bárcenas. El magnate popular, condenado por gravísima corrupción dentro del PP, ha asegurado que Mariano Rajoy siempre estuvo al tanto de los movimientos de contabilidad B del partido. Para rematar, en vísperas de las elecciones municipales, el corrupto Bárcenas ha solicitado su readmisión en el Partido Popular. Así, con la cabeza bien alta.

16. Ley Mordaza. A través de esta nueva ley contra la libertad de expresión que vulnera hasta doce puntos de la Constitución, se ilegalizará cualquier manifestación o protesta frente a las instituciones gubernamentales. Firmarán el recurso también PSOE, IU y UPyD, entre otros. Manifestarse en plena calle quedará prohibido, como en nuestra dictadura.

17. Ley de Caza. Esta nueva ley da potestad a los cazadores para arremeter contra cualquier animal aparentemente “asilvestrado”. Cada año, miles de galgos y podencos son ahorcados por los cazadores, y en lugar de endurecer las penas contra el maltrato animal, ahora ellos tienen derecho y poder para abrir fuego, ahorcar o torturar a gatos y perros callejeros, así como a los galgos que despiadadamente utilicen para su cacería. Asimismo, la nueva ley rebaja el límite de edad a 14 años para la obtención de licencia de caza; esto es, un niño de 14 años puede empuñar una escopeta e ir de caza.

18. Negocio con REPSOL. Soria, el Ministro de Industria, pacta con la petrolera un proceso de extracción de gas y fuel en las costas canarias. La reacción de los ciudadanos en las islas fue directo, conciso y radical; y siete masivas manifestaciones en cada una de las islas dejaron claro que estaban en contra de las prospecciones. Desde entonces ha habido cuatro vertidos de fuel en Lanzarote y Gran Canaria. El último lo ha provocado el hundimiento del Oleg Nadeynov, que ha dejado una mancha de fuel de más de 70 km en el sur de Gran Canaria, contaminando las playas de Veneguera, Tasarte, Tasartico y Playa de Amadores; y provocando la extinción de su fauna y flora.

19. Ellos se ríen de nosotros. Rajoy exclamaba esta semana que “¡¿quién habla hoy de paro?!”, ignorando que desde su liderazgo el número de desempleados ha subido a 5.000.000, la cifra más alta de los últimos veinte años. Asimismo, asegura que ¡solamente! son 24.000 jóvenes los que han tenido que emigrar por trabajo. Y Fátima Báñez había señalado que esos jóvenes “son unos juerguistas que quieren conocer el extranjero”.

20. En plena campaña electoral del 24 de mayo, el Partido Popular vuelve a hacer uso de sucias artimañas y juegos de engaño. De hecho, el partido ha sido denunciado porque sus apoderados se han dedicado a comprar votos en distintos geriátricos del país, confiando en la inconsciencia de los ancianos que no saben distinguir entre partidos. Pero no son los únicos, partidos como IU han cambiado el rojo por el morado en sus carteles electorales, insinuando un posible pacto o buscando la confusión de los ciudadanos menos entendidos que han oído hablar de un nuevo partido de color morado.

Nos encaminamos hacia un futuro sin Seguridad Social, sin educación, sin trabajo ni subvenciones, sin defensa de los animales, sin fauna ni flora, sin derechos humanos y sin libertad para manifestarnos. Como decía Cicerón: “Quien olvida su historia está condenado a repetirla.” Nosotros conocemos nuestra historia, ¿estamos dispuestos a cometer, de nuevo, los mismos errores?

8119797777_b9c867031b

¿Te ha gustado el artículo de iMovilizate?, Síguenos en Twitter y Facebook y ayúdanos a su difusión compartiéndolo con tus amigos en Twitter, Facebook, o G+ con los botones que encontrarás al final del artículo. ¡Gracias!

Lorena Alemán (35 Posts)

Guionista de pequeñas cosas, escritora de historias a medio y pintora de miedos. Twitter: @AleLorelay